2013-01-21

La economía china registró un crecimiento del 7,8% en 2012, su expansión más baja en una década, marcada por las dificultades externas e internas, sin embargo el repunte del 7,9% del último trimestre indican que la segunda economía mundial se está estabilizando, aseguró el Buró Nacional de Estadísticas (BNE) en su comunicado dado a conocer la semana pasada. Además, el crecimiento se sitúa por encima de la meta del Gobierno chino del 7,5%.

El informe indica que la recuperación es una consecuencia de “las medidas de estímulo que el Gobierno introdujo desde principios de 2012″, dijo Wang Jun, un economista del Centro de Intercambios Internacionales de China, un órgano de expertos de primer nivel con sede en Beijing.

Asimismo, el documento añade que el Producto Interior Bruto (PIB) alcanzó los 51,93 billones de yuanes (6,19 billones de euros).

La economía china prioriza el control de la inflación

Entre las medidas del Gobierno chino llevadas a cabo para estabilizar su economía se encuentran el control de la inflación, como su máxima prioridad. Asimismo, la producción industrial marcó un aumento de un 10,3% interanual el diciembre, superior al 10,1% del mes anterior, además de la mejora de exportaciones que batieron las previsiones de mercado con una subida de un 14,1% interanual en diciembre, frente al 2,9% de noviembre.

Compartir en las redes sociales:

Categoría:

En la Red

Etiquetas:

, , ,

Comments are closed.